El efecto de la música
                    

1 Samuel 16:14-23

El Espíritu de Jehová se apartó de Saúl, y le atormentaba un espíritu malo de parte de Jehová.
Y los criados de Saúl le dijeron: He aquí ahora, un espíritu malo de parte de Dios te atormenta.
Diga, pues, nuestro señor a tus siervos que están delante de ti, que busquen a alguno que sepa tocar el arpa, para que cuando esté sobre ti el espíritu malo de parte de Dios, él toque con su mano, y tengas alivio.
Y Saúl respondió a sus criados: Buscadme, pues, ahora alguno que toque bien, y traédmelo.
Entonces uno de los criados respondió diciendo: He aquí yo he visto a un hijo de Isaí de Belén, que sabe tocar, y es valiente y vigoroso y hombre de guerra, prudente en sus palabras, y hermoso, y Jehová está con él.
Y Saúl envió mensajeros a Isaí, diciendo: Envíame a David tu hijo, el que está con las ovejas.
Y tomó Isaí un asno cargado de pan, un vasija de vino y un cabrito, y lo envió a Saúl por medio de David su hijo.
Y viniendo David a Saúl, estuvo delante de él; y él le amó mucho, y le hizo su paje de armas. Y Saúl envió a decir a Isaí: Yo te ruego que esté David conmigo, pues ha hallado gracia en mis ojos.
Y cuando el espíritu malo de parte de Dios venía sobre Saúl, David tomaba el arpa y tocaba con su mano; y Saúl tenía alivio y estaba mejor, y el espíritu malo se apartaba de él.

INTRODUCCIÓN

Hoy el mensaje es casi casi estudio bíblico más bien. Quiero hablarles del efecto de la música.
Como ustedes pueden ver aquí, en este pasaje que leímos, dice que el Espíritu de Jehová se apartó del rey Saúl, y en lugar del Espíritu de Dios, venía un espíritu malo de parte de Jehová. ¡Qué interesante, ¿verdad?! Que de parte de Jehová venía un espíritu malo que atormentaba a Saúl. Y Saúl mandó traer a un hijo de Isaí, dice unos de los criados (versículo 18):
He aquí yo he visto a un hijo de Isaí de Belén que sabe tocar y es valiente y vigoroso y hombre de guerra, prudente en sus palabras, y hermoso, [se llama José Luis Torres, ¡ah no, no dice así!] y Jehová está con él.
"Y Jehová está con él." ¡Qué interesante! Un hombre que no solamente era hermoso de apariencia, sino que nosotros conocemos por la vida de David todo lo que la Palabra de Dios nos habla, era un joven también que amaba las cosas de Dios.
Y había aprendido a tocar el arpa y a cuidar a sus ovejas, cuidaba de las ovejas, y al sentarse a cuidarlas, él se inspiró para componer algunos de los salmos y cantar también salmos al Señor.
La Constitución del Hombre y la Música
El hombre, amigos y hermanos, es un ser tripartito; que quiere decir que está formado de tres partes: Espíritu, alma y cuerpo. La música, aunque está dirigida principalmente al alma, o sea a las emociones, porque en el alma se asientan las emociones, la música no solamente afecta el alma, sino que afecta todo el ser: el espíritu, el alma y el cuerpo. Puesto que el alma es lo que mueve, lo que motiva a todo el resto de nuestro ser, ¿no es cierto? Por esa razón la música afecta a las tres partes del cuerpo (y no puede decir que no), afecta el cuerpo, afecta el alma, y tristemente, afecta el espíritu.
O sea que consecuencias eternas vienen también por causa de la música. Quiere decir que la música puede afectar a alguien para que busque a Dios, así como también la música puede afectar a alguien espiritualmente para que se aleje de Dios, para buscar el mal, para buscar lo que ofrece este mundo y alejarse así de la salvación que Dios tiene para toda la humanidad, ¡¿Amén!?

Dios y Satanás conocen el efecto de la Música.
Entonces tenemos que poner un poco de cuidado y hablar más acerca de la música. Dios sabe, queridos hermanos y amigos, Dios sabe el poder de la música sobre nuestras vidas. Como no lo va a saber, puesto que es quien Dios inventó la música. ¿Sabía usted eso? Dios compuso la música. Dios inventó la música. Pero déjeme decirle algo en esta tarde, no solamente Dios conoce el efecto que tiene la música en nuestras vidas, sino que también Satanás. Satanás sabe muy bien el efecto que tiene la música en nuestras vidas y por esa razón Satanás ha podido invadir las mentes y los corazones, sobre todo de la juventud, para destruirlos, para ganarlos para su causa, para anular cualquier efecto positivo espiritual en la vida de ellos. Satanás sabe muy bien cómo usar la música, y la ha usado (y como vamos a ver a través del mensaje), Satanás ha tenido mucho éxito en hacerlo.
Así que el propósito de este mensaje, como dije antes, es darle a usted las herramientas para que usted sepa y quiera escoger la música para su vida, para que produzca en su vida el efecto correcto. Porque mire, la música nos afecta para bien o para mal, la música nos predispone, la música determina lo que ha de pasar en nuestra vida, el rumbo que vamos a tomar, lo que vamos a hacer, la música tiene un tremendo efecto, y de eso es de lo que quiero hablarles en esta tarde.

GENERALIDADES BÍBLICAS ACERCA DE LA MÚSICA

Vamos primeramente a poner el fundamento; la base bíblica, para lo que vamos a hablar.

Dios Creó la Música.
Dije yo que la música fue inventada por Dios, y así es. Si ustedes van conmigo a Ezequiel capítulo 28 vamos a encontrar que la música, antes de que nada fuera creado, ya existía. Antes de cualquier cosa creada, existía ya la música. Lo que quiere decir, entonces, que fue Dios el que inventó la música. En Ezequiel capítulo 28 (aunque aquí se refiere rey de Tiro, todo intérprete de la Biblia, por el contexto han señalado correctamente que esto no es precisamente al rey de Tiro del que se está hablando, sino que es un Querubín protector, Lucifer o Luzbel que más adelante se convertiría en Satanás), vea allí conmigo, por favor, en Ezequiel 28, a partir del versículo 11, dice la Biblia:
Vino a mí palabra de Jehová, diciendo:
Hijo de hombre, levanta endechas sobre el rey de Tiro, y dile: así ha dicho Jehová el señor: Tú eras el sello de la perfección, lleno de sabiduría, y acabado de hermosura.
Eso, por supuesto, no se le puede aplicar al rey de Tiro. No hay un hombre que sea lleno de perfección, sabiduría y acabado de hermosura. Eso fue Satanás, y lo sabemos porque en el versículo 14 le llama "querubín grande protector", pero sigo leyendo, versículo 13:
En Edén, en el huerto de Dios estuviste; de toda piedra preciosa era tu vestidura; de cornerina, topacio, jaspe, crisólito, berilo y ónice; de zafiro, carbunclo, esmeralda y oro; los primores de tus tamboriles y flautas estuvieron preparados para ti en el día de tu creación.
¿Ya vio eso?, quiero que note que Lucifer, Luzbel o Satanás, es un ser creado. No es un ser eterno, es un ser creado. Quiere decir que Cristo Jesús, Dios el Padre, le dio vida a Satanás. Éste fue el primer ser creado, el querubín protector. Y en el día en que fue creado, dice que ya estaban preparados los tamboriles y las flautas. ¿De qué habla eso? Eso está hablando de la música.
Ahora, mis hermanos, antes de Satanás, antes de ese ser creado, que fue el primero ¿qué había o quién había, que pudiera haber inventado la música? ¡Dios! No había nadie más, por lo tanto, entonces, podemos concluir que fue Dios el que inventó la música.
Dice en el versículo 14:
Tú querubín grande, protector, yo te puse en el santo monte de Dios, allí estuviste; en medio de las piedras de fuego te paseabas.
Perfecto eras en todos tus caminos desde el día que fuiste creado, hasta que se halló en ti maldad.
A causa de la multitud de tus contrataciones fuiste lleno de iniquidad, y pecaste; por lo que yo te eché del monte de Dios, y te arrojé de entre las piedras del fuego, oh querubín protector.
Allí esta la caída de Satanás, así que note por favor, pues, que había ya música en la creación de Satanás.

La Música en la Antigüedad.
En segundo lugar (no tiene que buscar este pasaje) Génesis 4:21 se nos habla de Jubal, y se nos dice que Jubal era el padre de los que tocaban arpa y flauta. Ya en las primeras generaciones, capítulo 4 de Génesis, se nos habla de Jubal que era el padre de los que tocaban arpa y flauta. Quiere decir que la música siempre ha existido. Ya cuando el hombre existía, cuando el hombre fue creado, ya existía la música. ¿Quién podía haber hecho la música? Volvemos a decir y a concluir que fue Dios quien inventó la música.
La música, por supuesto, ha tenido uso en muchos aspectos de la vida diaria y desde los comienzos de la humanidad hemos visto cómo la música se usa de diferentes maneras.
En 1 Samuel capítulo 10:5 la música se utilizaba para la guerra. Se usaba en las fiestas, por supuesto, pero principalmente se usaba en la adoración a Dios. En 1 Samuel 10:5 dice la Biblia:
Después de esto llegarás al collado de Dios donde está la guarnición de los filisteos; y cuando entres allá en la ciudad encontrarás una compañía de profetas que descienden del lugar alto, y delante de ellos salterio, pandero, flauta y arpa, y ellos profetizando.
En la instauración de reyes y profetas había siempre música. Siempre la había. En Levítico 25:9, por ejemplo, dentro de las órdenes, de la reglas que Dios puso para la adoración, puso también reglas respecto de la música. En Levítico 25:9 leemos las siguientes palabras:
Entonces harás tocar fuertemente la trompeta en el mes séptimo a los diez días del mes; el día de la expiación haréis tocar la trompeta por toda vuestra tierra.
La trompeta se utilizaba para dar señales de guerra, para dar señales de comenzar la adoración, de llamar a la adoración; y aquí encontramos cómo Dios estaba instruyendo acerca de tocar la trompeta.
La música fue ordenada en cuanto a la adoración a Dios en muchos pasajes de la Biblia, especialmente en el libro de los Salmos. Vamos al libro de los Salmos, capítulo 9:11.
Salmo 9:11. Dice allí la Biblia:
Cantad a Jehová que habita en Sión; publicad entre los pueblos sus obras.
Y como prediqué yo al pasar por ese Salmo, el canto y el testimonio acerca de Dios, el hablar de Dios, el publicar a Dios entre los pueblos siempre van unidos.
Luego también en el Salmo 33:2 (del cual hablamos apenas el jueves pasado) dice allí:
Aclamar a Jehová con arpa, cantarle con salterio y decacordio.
Y note que no dice con salterío, como los carismáticos. Con salterio. El acento es muy importante ¿verdad? Salterio y decacordio.
Más adelante en el capitulo 81:1, da mayores instrucciones sobre el canto en alabanza en Dios. Salmo 81:1:
Cantad con gozo a Dios, fortaleza nuestra, al Dios de Jacob aclamar con júbilo.
En el 95:1 del libro de los Salmos también habla:
Venid aclamemos alegremente a Jehová, cantemos con júbilo a la roca de la salvación.
En la Pascua se cantaban ciertos himnos. En Isaías capítulo 30:29, (como dije: Si tiene dificultad de buscar todos los pasajes, deme su atención, y más pronto vamos a avanzar). En Isaías 30:29 Dios le dice a su pueblo:
Vosotros tendréis cántico como de noche en que se celebra pascua y alegría de corazón, como el que va con flauta para venir al monte de Jehová al fuerte de Israel.

La Música y el Señor Jesucristo.
El Señor Jesucristo, cuando tuvo y celebró la Cena del Señor, la Pascua, allá con sus discípulos, por ultima vez antes de ser entregado, dice la Biblia que después de haber partido el pan y dado de comer, y dado el vino, "cantando el himno salieron." ¿Qué himno cantaron? Cantaron el himno que se cantaba durante la celebración de la pascua y Cristo cantó ese himno. No encontramos en todo el Nuevo Testamento las palabras que Cristo haya cantado, pero sí sabemos que Cristo cantó por lo menos. Era parte de la adoración de Dios. Era parte de la liturgia, del ritual de los judíos establecido por Dios mismo.
 
La Música en el Nuevo Testamento.
En el Nuevo Testamento también vemos que los primeros cristianos tuvieron la música como una parte muy importante de su adoración.
Cuando Pablo y Silas estaban en la cárcel (Hechos 16:25), dice la Biblia que allí estaban cantando en medio de la noche. Pablo exhorta a cantar con salmos, con himnos y cánticos espirituales. En Efesios 5:19 y Colosenses 3:16. Santiago 5:13 dice que "si alguien está alegre cante alabanzas a Dios."

La Música en el Antiguo Testamento.
David tenía treinta y ocho mil levitas. Él había designado a 38,000 levitas para que se encargaran de todo lo que tenía que ver con la religión judía; todo lo que tenia que ver con la adoración a Dios. Y de esos treinta y ocho mil escuche esto cuatro mil de ellos eran músicos que no hacían otra cosa más que estar componiendo música y cantando alabanzas a Dios. ¡Cuatro mil músicos!
La música fue utilizada mucho en los tiempos antiguos, en muchos aspectos de la vida diaria, como ya dije.
Por ejemplo en la vida de Labán. Ustedes recuerdan cuando Jacob se iba con su familia ya había trabajado siete años por su primera esposa. Se la cambiaron. Le dieron en vez de Raquel, le dieron a Lea. Trabajó otros siete años por Raquel y después de los catorce años, se quiso ir Jacob con su familia, con sus esposas, sus hijos y fue Labán a alcanzarlo, ¿verdad? Era también un buen trabajador. Le había ido tan bien que no lo quería dejar ir muy bien. Ustedes recuerdan esa ocasión. Así que Labán fue a alcanzarlo, y le dijo: "¿Por qué te fuiste sin avisarme? porque yo hubiera venido con tamborín y con arpa para despedirte," Lo que nos deja ver, entonces, que la música era utilizada también para despedirse, ¿verdad? Quiere decir que probablemente tenían ya su versión de "Las Golondrinas", ¿verdad? "Ya se va", y se ponían a llorar, " ¿A donde irán?" y se ponían a llorar también porque ya se iban.
La música era parte de la vida diaria; por ejemplo, María dirigió los cantos en Éxodo 15:1-21. Muchas mujeres más salieron para recibir a David cuando vino triunfante sobre sus enemigos. Salieron muchas mujeres para cantar y danzarle a Dios. Ahora mucha gente dice: "Hermano pero ¿qué tiene de malo el baile?, en la Biblia se habla del baile"; Sí, pero note la diferencia, el baile era casi siempre en forma individual y eran las mujeres las que danzaban, y danzaban para Dios, solas, no bailaban "de cachetito" con nadie; eso no se ve en ningún lado en la Biblia. Todo el baile, y el canto, era dirigido en alabanza a Dios; danzaban para Dios.
Cuando la hija de Jefté vino al encuentro de su padre dice la Biblia que venía con panderos y danzas, con regocijos, lo cual trajo mucha tristeza para su padre Jefté porque el había hecho un juramento. Ustedes recuerdan eso.

LA CORRUPCIÓN DE LA MÚSICA
Un ejemplo muy claro que todos tenemos es en Éxodo 32, cuando Moisés estaba recibiendo las leyes de Dios, los Diez Mandamientos en el Sinaí. El pueblo estaba abajo cantando. Vamos a ese pasaje. Éxodo 32:15:
Y volvió Moisés, y descendió del monte trayendo en su mano las dos tablas de testimonio. Las tablas escritas por ambos lados; de uno y otro lado estaban escritas, y las tablas eran obras de Dios. Y la escritura era escritura de Dios, grabadas sobre las tablas. Cuando oyó Josué el clamor del pueblo que gritaba, dijo a Moisés: Alarido de pelea hay en el campamento. Y él respondió: No es voz de alarido de fuertes, ni voz de alarido de débiles. Voz de cantar oigo yo. Y aconteció que cuando él llegó al campamento y vio el becerro y las danzas, ardió la ira de Moisés, y arrojó las tablas de sus manos, y las quebró al pie del monte.
Noten, la música que era tan parte de la vida diaria que aun en esta ocasión en el que el pueblo se corrompió, por primera vez vemos en la Biblia como se utilizaba la música para dar rienda suelta a las pasiones más bajas que hay dentro del corazón del hombre; y vamos hablar de eso en un poquito más.
 
Satanás es el Instigador para que la Música sea Corrompida.
La música, pues, también fue corrompida y no hay que perder de vista que Satanás es el imitador de las obras de Dios cuando Moisés se presentó delante del Faraón para que dejara ir el faraón al pueblo de Israel a adorar a Dios al desierto. ¿Recuerdan que Dios le había dado una señal? ¿Ustedes recuerdan eso? ¿Recuerdan cómo aventó la vara en el suelo y se convirtió en culebra y cómo al tomarla otra vez esa culebra, se convirtió en vara, otra vez en su mano? Y cuando Moisés hizo esos milagros delante de Faraón, dijo Faraón: "A mí no me 'apantallas' [impresionas]" Y mandó traer a sus magos y adivinos y les dijo: "A ver, demuéstrenle a Moisés que no nada más él puede"; e hicieron exactamente lo mismo. La única diferencia es que la vara de Moisés perseguía a las otras y devoró a las otras víboras que hicieron los encantadores.
Pero lo que estoy diciendo es que Satanás tiene la práctica y la sabiduría de poder imitar las obras de Dios. Él puede imitar las obras de Dios, y hermanos, la música es una área en la que Satanás ha tenido éxito de imitar y de usarla para sus propósitos, y la música fue corrompida. El hombre ha utilizado la música por influencia de Satanás en forma de corrupción.

Características de la Música Corrompida.
Vamos otra vez aquí, por ejemplo, en Éxodo 32. Vamos a analizar lo que pasó aquí. Dice el versículo 17: "Cuando oyó Josué el clamor del pueblo que gritaba dijo a Moisés: Alarido de pelea hay en el campamento".
Lo primero que encontramos, hermanos, de la música cuando es corrompida, es que la música es estruendosa, y a un volumen mucho muy alto. ¿Me están siguiendo? La música de Dios no es una música diseñada en forma estruendosa para reventarle los oídos a nadie. La música es diseñada para alegrar el corazón, para estimular el alma, el cuerpo y el espíritu todo hacia las buenas obras; pero esta música que escucharon aquí Josué y Moisés, Josué estaba asustado: "hay pelea en el campamento", ¿Cómo estaría la música, hermanos? Dice: "Hay pelea en el campamento"; pero Moisés, que era más espiritual que Josué, dijo: "No es ruido de pelea, sino que voz de cantar oigo yo." Ya Moisés había tratado con el pueblo muchas veces; conocía el corazón del pueblo; conocía la desviación que había; la intención del corazón del pueblo, de inclinarse siempre al mal. Moisés sabía lo que estaba pasando. Entonces, en primer lugar, note que era en forma ruidosa; era estruendosa.
En un concierto de rock pusieron unos huevos, unos blanquillos, allí los pusieron en la plataforma, y con el ruido que se hace en esos conciertos, a la mitad del concierto, ¡esos huevos estaban cocidos, hermanos! No estoy echando mentiras. Todo está documentado. La mayoría de la información que le voy a dar está sacada de un libro escrito por un evangelista que hizo todas estas investigaciones. Imagínese el efecto que eso hace en el corazón de sus hijos. Afecta las proteínas, afecta el latido de su corazón, por eso le dije que la música afecta todo nuestro ser; no solamente el alma, no solamente el cuerpo, sino aun, tristemente, también su espíritu. Y ¿cómo sería esta música, que en primer lugar, dice aquí: 'Era estruendosa', como si fuera el ruido de un pueblo en batalla, en lucha?
La segunda cosa que encontramos aquí que había baile. Dice versículo 19: "Aconteció que cuando él llegó al campamento, y vio el becerro y las danzas, ardió la ira de Moisés y arrojó las tablas de sus manos, y las quebró al pie del monte." Déjeme decirle, usted sabe el celo que había en el corazón de Moisés. Moisés no era Dios ni era nadie por el estilo; alguien perfecto, un semidiós, alguien que caminaba a tres pies del piso de lo santo que era. Era un ser humano igual que usted y que yo, de carne y hueso, pero era un hombre celoso de las cosas de Dios. Acaba de pasar aquí escúcheme acababa de pasar Moisés cuarenta días y cuarenta noches delante de Dios orando diciendo a Dios: "Señor, no por favor, no destruyas a este pueblo." Él había estado con Dios en el monte, y déjeme decirle, cuando una persona pasa tiempo con Dios, y lee su Biblia, y está en comunión con Dios, y escucha la música del diablo, puede identificar la música del diablo. Pero el problema en la vida de muchos de nosotros es que no distinguimos de la música que le agrada a Dios de la que no le agrada a Dios, porque no pasamos tiempo con Dios. Moisés pudo identificar la música, ¡Qué interesante que Josué no pudo identificar eso! ¿Quién era el que había estado en oración y ayuno, en presencia de Dios? Fue Moisés. ¿Cómo sería ese baile, hermanos, esos movimientos sexuales y sensuales de las mujeres, seguramente semidesnudas, que la ira de Moisés se encendió en su corazón, que en su celo por las cosas de Dios, arrojó las tablas que Dios le había dado?
Note, estamos encontrando características de la música moderna, principalmente en la música de rock, y ahora en todo tipo de música. Hay primeramente estruendo; segundo, encontramos baile sensual, normalmente asociado con desnudez. Déjeme decirle algo, papá y mamá: ¡Tenga cuidado con lo que escuchan sus hijos! Y quizá deba decirle a algunos de los hijos: "Hijos, ¡tengan cuidado con lo que escuchan sus papás!" Porque pueda ser que usted, papá, tenga el problema de la música y por su causa sus hijos también tienen deleite en música que no agrada a Dios. Hay tantas maneras escúcheme en que los hijos ahora pueden hacer cosas en las que los padres ni siquiera se dan cuenta. Y ésta es una área en donde Satanás, vuelvo a repetir, ha tenido éxito en ganarse a la juventud de nuestros países.
La música de rock fue inventada aquí en los EE. UU. en combinación con músicos también de Inglaterra. Todos conocemos de los Beatles, todos conocemos de los Rolling Stones, todos sabemos que desde los años 60's hasta nuestros tiempos, la música de rock ha destruido a estos dos países, a Inglaterra y a los EE.UU. Y hermanos, no necesitamos ser ni muy cristianos, ni muy inteligentes para saber lo que las estadísticas nos demuestran. Los índices de violación de jovencitas más altos en el mundo es en EE.UU. y en Inglaterra. El índice de mayor suicidios cometidos en todo el mundo entre los jóvenes está en EE.UU. y en Inglaterra. El índice mayor de violencia entre los jóvenes y drogadicción está en los jóvenes de EE.UU. e Inglaterra. No es coincidencia, no es casualidad, hermano. Satanás ha utilizado esta clase de música para corromper a la juventud y a la sociedad en general.
Toda la música moderna está asociada con la desnudez. Muchas veces no es pecaminoso lo que vemos o lo que oímos, sino lo que esas cosas nos pueden llevar a nosotros a hacer. No hay ninguna música ahora, ni la música de mariachi, ni la música ranchera, donde no haya desnudez asociada con esa música. Dígame, ¿qué tiene que ver, por ejemplo ese grupo que se llama "Garibaldi", vestidos disque de charros o de mariachis, (y usted sabe muy bien de lo que yo estoy hablando), casi desnudos, en traje de baño (las mujeres); qué tiene que ver eso con la música? ¡Porque en todo hay desnudez!
Note, pues, las características de la música corrompida, lo que vemos aquí: Era estruendosa, había baile, y había desnudez.

Lo que Nos dicen los que Corrompen la Música.
Déjeme decirle lo que dicen los mismos músicos que tocan la música que sus hijos escuchan, y que puede ser que usted escucha también.
Mick Jagger, el cantante principal de los Rolling Stones dice: "Todo el baile es un sustituto para el sexo."
El Dr. Masterson de la clínica de siquiatría Payne Whitney dice: "La música en cierto modo, es una expresión sexual; el ritmo tiene implicaciones sexuales." Y este es un científico, un siquiatra que sabe lo que está hablando.
El Dr. Bernard Sable, experto en la guía infantil de la División de la Servicios Comunitarios del Estado de Washington dijo en el Seattle Times: "Las muchachas, normalmente, que se portan bien, reconocibles, en los conciertos de rock se comportan como si estuvieran poseídas por un poder demoniaco, desafiando en éxtasis emocional las restricciones que las autoridades les ha impuesto."
Hermano, no le estoy contando nada nuevo, usted sabe lo que pasa en esos conciertos de rock. Llegan los jóvenes a una histeria, sobre todo las mujeres, a una locura, que se desnudan allí, se jalan los cabellos, y ha habido tantas muertes en ese tipo de conciertos.
Cuando andaba Elvis Presley de moda, una de las costumbres que tenía, era acercarse a las mujeres que se estaban derritiéndose porque siquiera les echara una mirada, o les rozara un poquito el brazo, o lo que sea, y este hombre acostumbraba llegar, les levantaba el vestido, las besaba en público, y ellas encantadas, perdían toda inhibición, porque el rey del rock se había fijado en ellas. Eso pasa normalmente en estos tipos de conciertos, con este tipo de música. Hace que la gente se comporte de una forma que normalmente no se comportarían; ese es el efecto de la música.

El Efecto Destructor de la Música del Mundo.
Eso es lo que pasó en el Sinaí, mire, aquí estaba el pueblo de Israel, ¡imagínese!; en cuestión de horas, lo que pasó. Imagine al pueblo de Israel, estaban allí viendo cómo Moisés va subiendo hasta que lo pierden de vista, y el monte fue lleno de una nube, que perdieron de vista a Moisés, pero ellos sabían que estaban viendo esa nube que representaba la presencia de Dios en ese monte; Moisés les había dado instrucciones: "Que nadie se acerque a este monte; ni hombre, ni mujer, ni niño, ni bestia, ni animal, porque el que toque este monte va a morir." Y hubo un estruendo, y hubo en temblor cuando vino la presencia de Dios sobre ese monte, Y déjeme decirle, el pueblo de Israel estaba viendo todo eso que estaba aconteciendo, pero aún así Satanás pudo desviarlos de tal manera, que por la música ignoraron todo lo espiritual, lo digno, lo puro, lo santo que estaba pasando en el monte; y se entregaron a las pasiones bajas.
Hermano, puede ser que usted venga aquí a la iglesia, y escuche un tremendo sermón, lleno del Espíritu Santo, y usted venga aquí a derramar lágrimas al altar respecto a cierta cosa de la vida cristiana, la oración, ganar almas, o lo que sea; pero usted puede destruir el mensaje de Dios, yendo de la iglesia a su casa, prendiendo el radio otra vez en su música mundana favorita. Allí destruyó la obra que Dios hizo en su corazón. Eso pasó con el pueblo de Israel.

La Música del Mundo está relacionada con el Ocultismo y el Demonismo.
La última cosa que encontramos aquí, en la música, en el capítulo 32 es que estaba relacionada con satanismo. "Ay, hermano, ¿de dónde saca eso?" Estaban adorando a un becerro, y dice la Biblia que los ídolos son demonios.
¡Qué interesante que la música de rock en la actualidad, toda está relacionada con ocultismo y demonismo!
Dicen algunos jóvenes: "¡Ah, no, son puras cosas inocentes; hablan de la muerte, de calaveras, de "grateful dead", y de cosas de esas. Es puro juego, hermano!" No hay juego ninguno. Todo es un plan perfectamente bien diseñado, y sea que los que producen esa música se den cuenta o no, ellos son instrumentos en las manos de Satanás; así como usted y como yo, que decidimos un día servir a Cristo nuestro Salvador, y predicar Su evangelio, y tratar de hacer algo para la honra y gloria de Dios. Así como yo puedo ser un instrumento para Dios, así esos hombres pueden ser instrumentos en las manos de Satanás.
Yo no tengo ningún poder en mi vida, pero sin embargo, para lo gloria de Dios lo digo, Dios me ha usado para llevar almas para Cristo. Pero no hay ningún poder en mí, mi hermano. Igualmente pasa con los siervos de Satanás. No tienen ellos poder en sí mismos para hacer nada, pero son instrumentos en las manos del demonio para destruir la juventud; para destruir lo bueno, lo santo, lo que agrada a Dios. ¡Y ha tenido éxito, mi hermano!
Por ejemplo, el grupo KISS (y no tengo el tiempo para ver todo esto, si a alguien le interesa le puedo prestar este libro). "¡Qué bonito nombre! ¿Qué puede tener de malo? Quiere decir beso." ¡No, no quiere decir eso! Son las iniciales de Kids in Satan's Service, es lo que quiere decir KISS, "Hijos al Servicio de Satanás." Si ve usted las portadas de los discos, y si escucha la música tocada al revés (o al derecho, porque un tiempo andaban con el cuento de que si se tocaba al revés, traía cosas diabólicas; ahora no necesita tocarlas al revés, mi hermano. Tóquelas al derecho y allí salen las cosas diabólicas), y todo está relacionado con el ocultismo y satanismo. El hermano Ezequiel Salazar tiene una serie de mensajes fabulosos acerca de la música de rock, pero yo esta tarde no estoy solamente predicando de la música de rock. Hay mucha otra clase de música, la música latina, que nos gusta a nosotros; que está llena de sensualidad, llena de pecado, llena de infidelidad y adulterio, y de cosas que nosotros dejamos que llenen nuestra mente.
"¿Qué tiene de malo estar viendo Sábado Gigante o cualquier otro programa?" Lo que tiene de malo es que usted deja que su mente, y la de sus criaturas estén llenas con la música de Satanás. No espere que usted y sus hijos sean la clase de cristianos que deben de ser, cuando escuchen la música del diablo; sea a solas en su cuarto, sea con sus audífonos a escondidas, sea viendo ese canal diabólico mugroso MTV, que sus hijos ven a escondidas suyas, que usted los pone, cuando paga el Cable para que puedan ver ese mugrero, en su casa, en sus narices, sin que usted se de cuenta. ¡Mucho cuidado, mi hermano; mucho cuidado!
Satanás ha logrado ganarse a la juventud; y la razón por la que no tenemos en nuestro ser, en nuestro corazón; una de las razones (déjeme decirle) es la clase de música que estamos escuchando. Porque puedo yo predicar contra la música de rock, y usted puede decir: "Amén" porque usted ni le entiende; y "Predíqueles, hermano, porque los jóvenes necesitan escuchar" Pero le voy a predicar a usted sobre los Tigres del Norte también, y le voy a predicar a usted también sobre ese otro, Elmer Fernández (no, ¿cómo se llama?); Ah sí, Vicente Fernández, y Gloria Trevi, y todos esos. Se lo voy a predicar igual; porque la música, si no está dirigida para la alabanza de Dios, entonces no es la música de Dios; y tiene igualmente un sentido y una influencia negativa en su vida.

EJEMPLOS DE CORRUPCIÓN DE LA MÚSICA Y SUS EFECTOS
Voy rápidamente a darle otros ejemplos.
En el Libro de Daniel.
Cuando Daniel y sus amigos fueron echados al horno de fuego, ¿recuerdan lo que pasó? El rey Nabucodonosor había mandado hacer una imagen y dijo: "Ahora, al sonido del son del tamboril, del salterio, y de todos esos instrumentos, todos van a adorar esta imagen que yo hice." Pero ni Daniel ni sus amigos quisieron adorarla. Entonces los iban a echar, y a punto de echarlos al horno de fuego (y lo hicieron arder, siete veces más) dijo: "¿Es verdad?" dijo Nabucodonosor, "¿es verdad que ustedes no quieren adorar la imagen que yo hice?" Note cómo la música siempre está relacionada con la idolatría, y la adoración de demonios, de ídolos. "¿Es verdad que no quieren ustedes adorar a mi imagen?"
Oh, por cierto, déjeme hacer un paréntesis aquí. ¿Se han fijado ustedes qué clase de música se toca el Día de la Candelaria, el día de la Virgen de Guadalupe? ¿Sabe lo que pasa allá afuera de la Basílica de Guadalupe en la ciudad de México, desde la madrugada, dando las doce la noche, saben qué música tocan? Música de mariachi, "Ya llegó el que andaba ausente" "Y sírvanme otra que ya ando" ¡Esa clase de música, hermano! Y no solamente eso, ¿sabe también qué? Vienen los danzantes, ¿verdad? Tan orgullosos están los mexicanos de las costumbres de los indios; y allí andan danzando. ¿Sabe qué? esas danzas eran danzas de adoración a los ídolos paganos de nuestros antepasados; y son ahora usadas en la adoración de la diosa de los mexicanos. Pero, ¿qué es lo que pasa, hermano? La ignorancia, y la ceguera de esta gente que no puede distinguir que hay santo, y que hay profano; que hay lo que honra a Dios, y hay lo que denigra a Dios; que hay lo que envenena el alma del hombre, y hay lo que exalta el alma del hombre que busca la verdadera adoración a Dios. ¡Hay diferencia en la música! ¡Hay diferencia en la música! ¡Hay lo que a Dios la place! ¡Hay lo que exalta el alma del ser humano, de querer estar cerca de Dios, en comunión con Él; en servirle, en hablar de Cristo a la gente que no conoce a Dios, y hay otra clase de música que destruye todo eso en la vida! Y Satanás lo sabe muy bien.
Yo no he visto a nadie que salga de la celebración de la Candelaria, o de la virgencita de Guadalupe, que salga a ganar almas. No he visto a nadie. Ni que se pongan en ayuno y en oración por la salvación de las almas perdidas; ni que se ponga a escudriñar la Palabra de Dios para encontrar la voluntad de Dios para su vida.
Yo le garantizo, que cuando los cristianos pasamos toda la semana escuchando música mundana con razón no quiere salir a ganar almas. Con razón se está durmiendo durante la Escuela Dominical. Porque su alma ha sido sintonizada a las cosas del mundo toda la semana. Satanás lo ha agarrado, y ha anulado la obra que Dios quiere hacer en su vida y en su corazón, hermano.
¿Recuerda lo que pasó, más adelante en el libro de Daniel? Estaba ahora Belsazar; era el rey. Tenía un "pachangón" (fiesta) que había como cinco mil allí; y mandó traer las copas que había mandado traer de Jerusalén, cuando Nabucodonosor llevó cautivo todo lo que había en Jerusalén; llevó las copas que se usaban en la adoración a Dios; y vino, y con las prostitutas con las que se estaban emborrachando allí teniendo bailes y orgías, mandaron servirse vino, profanando así las cosas santas de Dios. ¡La música del diablo produce eso, hermano! Y luego ¿qué dice la Biblia? Que de repente apareció una mano escribiendo: "Mene, Mene, Tekel, Uparsin" hasta lo borracho se le quitó, porque la Biblia dice: "No os engañéis, Dios no puede ser burlado; todo lo que el hombre sembrare, eso también segará."
No puede usted burlarse de las cosas de Dios, venir a la iglesia, a escuchar un hombre de Dios con celo en su corazón, predicando el evangelio de Dios, mientras usted con una actitud burlona allí sentado, y que se pueda salir con la suya. ¡No puede salirse con la suya! Venir con actitud irreverente y burlona a la casa de Dios. ¡Dios no puede ser burlado, mi amigo! Más vale que haya temor de Dios en su corazón.
Herodías.
Luego encontramos otra forma de corrupción de la música en el caso de Herodías, la hija de Herodías, ¿se acuerda? Juan el Bautista había venido a Herodes y le dijo: "No te es lícito tener a tu cuñada, no te hagas" Oiga qué pantalones de ese hombre, ¿Eh!? Fue a decirle al presidente, que se le quitara lo mujeriego:
Quítate de mujeriego, porque si tú eres el rey, tú debes poner el ejemplo; no te es lícito tener a tu cuñada.
Ah, grrr! ¿Tú quién eres?
A la cárcel lo mandó. Y luego, un día, en el cumpleaños, creo de ella misma, vino a danzar, y dice que agradó a Herodes y a todos los que estaban con él, que hasta le dijo: "¿Qué quieres que te de? Hasta la mitad del reino te daré" ¿Cómo bailaría? Yo le voy a decir cómo bailó: Seguramente fue una especia de "strip tease"; yo le aseguró que no bailó al ritmo de "Santo, Santo, Santo"; que le gustó tanto, y a los hombres que estaban allí, lascivos, con su concupiscencia, con la carnalidad que es característica de los hombres, que desnuda a la mujer con los ojos. ¿De qué manera danzaría la hija de Herodías, que hasta la mitad del reino estaba dispuesto a darle? Y dijo ella: "No, ¿para qué quiero la mitad del reino? Mejor dame la cabeza de Juan el Bautista; con eso tengo. Y así murió Juan el Bautista. Hombre celoso de las cosas de Dios.
Hermano, no estoy echando mentiras, la música influye primero el alma, y luego lo lleva a hacer cosas, y domina todo su cuerpo, que hasta Juan el Bautista perdió la cabeza por ello.

Los Resultados Trágicos de Escuchar Música del Mundo.
¿Cuántos ha habido? Ya ni la cuenta se lleva ahora , de los casos en que jóvenes han matado a alguien; a su propia familia, como resultado de haber estado escuchando, escuchando, escuchando ávidamente la música de rock. Ya hasta ni la cuenta le llevan. Todos los que se encuentran que han cometido ese tipo de crímenes con su propia familia, se ha encontrado que han sido adictos de la música de rock.
Se cuenta de una mujer, que era viuda, o divorciada. Tenía tres hijos, y se enamoró de otro hombre, y se hicieron novios y este hombre le decía: "Sí, sí me casaría contigo, pero yo no quiero responsabilidad, otros hijos que ni son míos; yo ¿para qué los quiero?" A ella le dolía en su corazón, pues eran sus criaturas, y ella quería que la aceptara a ella, y que aceptara a sus hijos. Pero él constantemente la rechazaba, y le decía: "¡No, no, no! Tus hijos son un estorbo". Un día, camino de regreso del trabajo, venía escuchando una canción. No sé la canción, ni la tonada de la canción. No se la voy a cantar, pero la letra de la canción decía así: "Si de verdad lo quieres, si de verdad lo quieres, estarías dispuesto a sacrificarlo todo; si de verdad lo quieres, quita lo que está en medio. Vale la pena, si de verdad lo quieres, si de verdad lo quieres." Esa canción se posesionó de ella de tal manera de esa mujer, que cuando llegó a su casa, agarró el cuchillo de la cocina, sus hijos ya dormidos, tomó el cuchillo y lo clavó en el corazón de cada uno de sus hijos, por el amor de un hombre. ¡Es el poder de la música en la vida del ser humano!

OPINION DE PERSONAJES FAMOSOS SOBRE EL EFECTO DE LA MÚSICA.
No es casualidad, hermano. Satanás sabe cómo usar la música. Déjeme decirle lo que otros han dicho acerca de la música, y ya voy a terminar.
Platón dijo:
No me importa quién escriba las leyes, si a mí me dejan escribir la música de la nación.
Lo que está queriendo decir con eso es: "No importante qué leyes pongan, sean buenas o sean malas, nada más déjenme poner la música y yo voy a poder dominar la nación entera.
Dijo también Platón:
El adiestramiento musical es el instrumento más potente porque el ritmo y la armonía se abren paso hasta los lugares más recónditos del alma, en donde se afianzan fuertemente.
Aristóteles dijo:
Las emociones de cualquier clase se producen por la melodía y el ritmo. La música tiene el poder de formar el carácter. La manera en que está formada es tan importante, que los diferentes modos se pueden distinguir por su efecto en el carácter. Uno, por ejemplo, obrando en dirección de la melancolía; otro, motivando el abandono; otro, el autocontrol; otro, el entusiasmo, y así sucesivamente.
En el siglo VI, el filósofo Shu Chin dijo:
Para cambiar las costumbres y maneras de la gente, no hay nada mejor que la música.
Casiodoro, en el año 550 D.C dijo:
La música quita el miedo, el enojo, apacigua la crueldad, quita la preocupación y descanso, cura la irritabilidad y la pesadez del corazón.
Hermano, a veces los cristianos somos los más tontos para darnos cuenta de los efectos de la música. Bien dice la Biblia, ¿verdad?, que los hijos del diablo tienen más sagacidad que los hijos del reino. ¿Por qué cree usted que los restaurantes ponen música movida? Para que no se queden mucho rato allí, y circule la gente; entre más rápido mejor. ¿Por qué cree usted que en las tiendas de departamentos ponen música suavecita? ¿Eh? Para que se la pase así, despacito, mirando todo lo que hay allí con tiempo. No le van a poner música de rock porque se va "de volada" [rápido].
Se dice que un mexicano que acababa de llegar aquí en los EE.UU., en Texas, estaba pintando; era uno de esos raros que le gustaba la música clásica. Estaba pintando siguiendo la música del "Danubio Azul", muy lento. Vino el americano que lo había contratado y le dijo: "¿Por qué tú no hacer como todos mexicanos hacer, y pintar no con 'Danubio Azul', sino con 'La Cucaracha'?". Para que terminara rápido porque le pagaba por horas y le iba a salir más caro. La música tiene esa clase de efecto.
Hicieron un experimento, con unas plantas. Unas semillas de frijol. Pusieron unas con música de rock, fuerte. Pusieron otras con música de rock suave, y pusieron en otro música de balada, y en otra música de adoración a Dios. Después de varias horas, semanas, o días (no recuerdo) la plantita en el cuarto donde estaba el rock pesado creció 18 pulgadas, la raíz y las ramas se torcieron alejándose de la música. En el otro cuarto donde estaba el rock suave, creció un poco más la plantita, como 20 pulgadas, y también las raíces y las ramas un poco alejándose de la música. En el otro, donde había la música suave, de balada y eso, creció un poco más la planta, y ya no se alejaban tanto, estaban más crecidas. Pero la planta que creció más, y que extendió sus raíces, bien, como debe ser, y ramas, fue la planta donde estaban tocando música devocional. Ahora, ¡imagínese, si ese efecto tiene en las plantas mismas, ¿qué efecto tiene la música en el corazón del hombre?
 
EL ENCARGO A LOS CRISTIANOS
Toque y Cante Música Cristiana
¿Cuál es el remedio? Yo le voy a decir cuál es el remedio. David tocaba el arpa, ¿y qué manera de tocar tendría, que se aliviaba Saúl, ¿verdad?, el pasaje que leímos al principio, que el espíritu malo lo dejaba cuando David tocaba el arpa. ¿Qué tipo de música tocaría David? Yo le aseguro que tocaba esa de: "Me voy a dejar el pelo suelto, me voy a dejar el pelo suelto." A mí ni me quedaría cantar esa canción de todos modos, sobre todo con este corte de pelo que me hicieron ahora.
¿Qué clase de música cree que estaba cantando Pablo y Silas en la cárcel? ¿Qué clase de música estarían cantando que cuando se abrieron las puertas y se soltaron las cadenas, vino el carcelero, y no se puso de rodillas delante de ningún otro preso, sino delante de Pablo y Silas. Pablo y Silas no estaban allí "tristeando" su suerte de que los habían encarcelado por predicar el evangelio. No estaban cantando una de mariachis: "Sírvanme otra, porque ahora ya no aguanto" No, no estaban cantando nada de eso. Es más, ni siquiera estaban cantando canciones románticas. Estaban cantando himnos a Dios, y eso atrajo al carcelero a Pablo y a Silas para que les hablara. De él nació la pregunta, ¡qué interesante, ¿verdad?!. Pablo y Silas no vinieron con el carcelero a decirle: "¿Estás seguro tú, si tú murieras hoy, estás 100% seguro que irías al cielo?" No le tuvieron que decir eso. Él vino y se postró, y les dijo: "Señores, ¿qué debo hacer para ser salvo?" Si nuestra vida fuera un canto para Dios, hermanos, la gente se acercara a nosotros a preguntarnos. Si ellos vieran nuestra forma de vestir, nuestra forma de hablar, nuestra forma de comportarnos como un canto, como una sinfonía compuesta a Dios, la gente se acercaría a nosotros a preguntarnos: "¿Qué debo hacer para hacer salvo?"

Limpie Su casa de la Música del Mundo.
¿Cuál es el remedio? Le voy a decir cuál es el remedio. Usted debe tomar decisiones drásticas respecto a su música. Yo le aconsejo que vaya a la casa y destruya y se deshaga de toda la música que usted sabe que no es edificación para usted. Y déjeme decirle, cuando hay amor, sincero para Dios, ni cuesta trabajo. Ni cuesta trabajo. Muchos de ustedes lo hicieron cuando recién se convirtieron, ¿verdad?, ¿Amén?, y nadie les tuvo que predicar. ¿Entonces cómo es que ahora ha dejado entrar otra vez esa música a su hogar, hermano? ¿Cómo es que ahora permite que el radio esté sintonizado a una estación donde todo el día, sea en su carro, en su casa, en su trabajo, todo el día lo están bombardeándolo con las cosas de Satanás.
Pablo dijo en Filipenses 4:8:
Todo lo puro, todo lo honesto, todo lo amable, si hay virtud alguna, si algo digno de alabanza, en esto pensad.
La música de los "Tigres del Norte", y la música de los "Bravos de Matamoros" (o de donde sean), esa no es música que le ayuda a pensar en lo puro, lo justo, lo amable, lo noble, lo que es de buen nombre. No le ayuda, y usted bien lo sabe.

Ponga Música Cristiana en su Casa, en su Carro, en su Negocio.
Había unos cristianos allá en Hermosillo, yo entré a su tienda; tenían una tienda de ropa. Yo andaba buscando una guayabera, y me dijeron que en esa tienda vendían. Allá casi no se usan las guayaberas, la verdad. Las guayaberas son de por allá del sur, pero me dijeron que allí tenían guayaberas genuinas de allá de Yucatán. A mí me gustaban mucho. Entonces entré a esta tienda, hermano, puros cantos cristianos. Y estaba yo buscando mi talla, escuchando los cantos, y yo pensaba: "¡Qué suave está aquí, con puros cantos cristianos." Y se me acercó el dueño y me dijo: "¿Qué anda buscando, joven [porque estaba más joven en ese tiempo]?" Y le dije, y empecé a platicar. Y él me dijo (sacando un folleto): "Mire, queremos invitarlo; nosotros pertenecemos a tal y cual iglesia, para que usted vaya y escuche el evangelio." Yo le pregunté: "¿Usted puso la música esa?"
Sí, nosotros somos cristianos, somos los dueños de aquí de la tienda.
¿Y todo el día tienen prendida esa música puesta?
¡Todo el día! Dios no me llamó a mí a predicar; no soy pastor, ni nada, pero yo voy a hacer todo lo que está de mi parte para usar mi negocio para hablar de Dios.
Hermano, así deberíamos ser todos los cristianos: Usar nuestra vida, nuestro tiempo, nuestro carro, nuestra casa, nuestro negocio, o lo que sea que Dios le haya dado para honrar a Dios.

Obedezca Simplemente lo que Dios dice en su Palabra.
¿Qué debemos hacer? Aquí está el remedio. Siga solamente los preceptos de la Palabra de Dios. (No busque estos pasajes, se los voy a decir rápidamente y voy a terminar).
Dice la Biblia:
Cantando entre vosotros con salmos, con himnos y cánticos espirituales." [Si usted no sabe la diferencia entre los tres, cómprese la predicación del jueves, que de eso hablé el jueves pasado, para que entienda la diferencia]. Salmos, e himnos y cánticos espirituales (Colosenses 3:16).
En segundo lugar, Pablo también dice en 1 Corintios 14:15:
¿Qué pues?, cantaré en el espíritu, pero cantaré también con el entendimiento.
Eso de cantar en éxtasis, y levantar las manos, y azotarse al suelo sin saber lo que está pasando no es bíblico, hermano. Pablo dijo: "¿Cantaré en el espíritu? Sí, pero cantaré también con el entendimiento."
Usted dice, respecto a la música: "Ay, hermano, yo nada más escucho la música porque me gusta, pero yo no le pongo atención a la letra." Tiene que cantar con el entendimiento también; y aunque usted no se de cuenta la letra le afecta también.
Santiago 5:13 dice:
¿Está alguno alegre? Cante alabanzas.
Salmo 40:1-3 Si pusiéramos en práctica lo que dice la Biblia aquí; mire lo que dice David, versículo 1:
Pacientemente esperé a Jehová, y se inclinó a mí, y oyó mi clamor. Me hizo sacar del pozo de la desesperación, del lodo cenagoso. Puso mis pies sobre peña, enderezó mis pasos [y note esto]
Puso luego en mi boca, cántico nuevo, alabanzas a nuestro Dios. Verán esto muchos, y temerán, y confiarán en Jehová.
Cuando uno ha sido sacado del lodo del pecado; del pozo de la maldad; y es puesto por Dios en tierra firme; en la Roca que es Cristo Jesús, Dios pone un canto nuevo en el creyente. Ya las canciones del mundo no deben estar en los labios del cristiano. Y cuando eso hacemos en verdad, "muchos", como dice el salmo, lo verán y se convertirán y alabarán también a Jehová.